Me lo hice a raíz de que le diagnosticaron la enfermedad de Alzheimer a mi abuela, quise reflejar la cantidad de emociones que puede llegar a tener en la cabeza y que se le van yendo una a una poco a poco.