Somos tres hermanos. Uno de ellos ya tenía un tatuaje pero el otro y yo no. Ese verano se nos ocurrió que podríamos hacernos un tatuaje de hermanos. Dándole vueltas vimos este en Internet y nos gustó, así que nos lo tatuamos los tres, pintándose cada uno un círculo, en función de la edad.
Es mi primer tatuaje y simboliza a mis hermanos, a los que voy a llevar siempre conmigo.