Siempre he tenido una linda relación con mi familia,pero a los 18 años decidí volar de casa,como una mariposa libre buscando un futuro mejor. En un viaje de visita a Argentina para ver a mi familia,decidimos con mi madre tatuarnos esta mariposa. Un vínculo y algo que nos gusta y representa,para toda la vida,como su amor incondicional!