Es mi pareja, mi principito. Porque si viene a las cuatro, desde las tres ya estoy contenta. Porque me ha salvado en todos los sentidos en los que se puede salvar a una persona.