Cuatro siempre fue mi numero favorito. El número de mis personas favoritas. ELLOS. Y el capítulo favorito del libro que escribí recientemente sobre todas las anécdotas que pasan en una boda.