Yo desde pequeña siempre he sido una chica con su barriga y mi padre siempre estaba encima de mi por el tema de que perdiera peso, que estaba muy gorda… Y aunque a día de hoy me lo sigue diciendo, decidí tatuarme «love yourself» (Ámate a ti mismo) porque es una cosa esencial en la vida, si te amas tu mismo, nadie podrá hundirte. Este mensaje hay que recordarlo día a día.