A mi siempre me ha encantado mickey mouse. Al llegar a casa de trabajar, mi pareja me tenía un regalo de un juego de tazas de mickey. Entonces dedicí que era la ocasión perfecta para tatuarme el mismo mickey de una de las tazas y que tuviera doble sentido. El regalo de mi pareja y mi querido y precioso mickey mouse. 🙂