Mi mejor amiga y yo nos separamos durante un tiempo. Nos tatuamos la rueda con todos los caminos que conducen hacia el centro y con nuestras iniciales en cada lado. Por muchos caminos en la vida que tomemos diferentes siempre estaremos unidas.