Mi historia con este tattoo está muy relacionada con mis padres, ellos siempre me han enseñado que tengo que luchar por ser fuerte y yo misma, asique para poder defenderme y no rendirme decidí tatuarme este maravilloso dragón para recordarme el poder que tiene nuestro yo interior