Este tatuaje está basado en un versículo que dice “poned la mira en las cosas de arriba y no en las de la tierra”. Me recuerda a no estar centrada en mi misma, en mis problemas, sino a fijar mis ojos en lo que hay afuera.