Descubrí que me encanta la moda hace 4 años pero lo mejor fue descubrir la pasión que tengo por confeccionar mis propias prendas. Mis tijeras tatuadas detrás de la oreja representa mi gran afición por un trabajo muy poco valorado.