Este tatuaje simboliza una lucha contra mí mismo de más de 10 años. Desde los 16 he tenido problemas con la ansiedad o la depresión, entre otros problemas mentales. Simboliza las dos caras de toda enfermedad, la cara bonita, lo que ven los demás y detrás, en tu cabeza todo ese mundo negro que te limita día a día, esa lucha constante contra ti mismo. Hay que resistir y avanzar