Mi abuelo era un gran seguidor del Real Madrid, nació un 13 de mayo 1913, y murió un 13 de octubre, por eso cuando el Real Madrid ganó su 13° copa de Europa decidí tatuarmela en su recuerdo.