Disney te hace ver la magia que en la vida real no hay.
Te hace creer desde que un cangrejo puede hablar hasta que tu puedes ser la princesa de cualquier cuento.
Disney antepone el amor por encima de todo.
Disney es magia e infancia.